Menu Blog
  • 29 Sep 2020
  • 81
Cómo Mejorar tu Buró de Crédito

Uno de los temores que muchos tenemos con relación al crédito es el buró de crédito. El buró de crédito es determinante para conseguir un crédito, si ese es el camino para esa propiedad que estás buscando. Pero no te preocupes, queremos ayudarte y por eso hoy te compartimos algunos consejos para mejorar tu buró de crédito.

¿Qué es el buró de crédito?

Antes de empezar a revisar las recomendaciones para poder mejorar tu buró de crédito, repasemos y entendamos lo que es el buró de crédito.  

En México existen dos empresas privadas que revisan, reúnen y reportan mensualmente la información de las personas y compañías que reciben créditos: el Buró de Crédito y el Círculo de Crédito. Los bancos y otras instituciones financieras avisan a los burós cómo ha sido el comportamiento de una persona como pagador de un crédito o servicio: si se es puntual o se paga con retraso. Esto con el fin de registrar el historial crediticio de personas y empresas que tienen un servicio financiero. 

 

¿Cómo saber el estatus en el buró de crédito?

Si se cuenta con tarjeta de crédito, departamental, crédito automotriz o hipotecario, o un plan de telefonía o televisión de paga, lo natural es que todo ello esté en el historial del buró de crédito. 

Se puede revisar la situación del buró en cualquier de estas empresas (Buró de Crédito o Círculo de Crédito). Todas las personas tienen derecho a una consulta de historial gratis al año. Sólo se necesita del RFC, domicilio actual y algún estado de cuenta bancario. 

 

Consejos para mejorar el buró de crédito

Ahora que ya hemos revisado en qué consiste el buró de crédito, hay algunas recomendaciones que pueden servirnos para mejorar nuestro buró de crédito: 

1- Conocer la situación actual

Revisar nuestro reporte de crédito y obtener el Score en el Buró de Crédito, son los elementos claves para saber cuál es nuestra imagen ante cualquier prestamista. Revisar bien cuáles son los créditos que se han tenido, cuáles siguen activos y si no hay algún error. Tomar nota del Score en un lugar seguro, este es el número que superar. 

 

2- Cuidar el historial crediticio

La edad es uno de los factores claves para el cálculo del Score en el Buró de Crédito. Se puede consultar el tiempo que duran los malos registros en Buró de Crédito en el siguiente enlace. Entre más pronto se haga la consulta mucho mejor. 

Una recomendación es aprovechar la juventud (20’s) para empezar a construir un historial crediticio desde temprana edad, comenzando con una tarjeta secundaria en la cuenta de alguien más, una tarjeta de crédito para principiantes o una tarjeta prepagada; incluso con el plan de un celular. Algo importante a tomar en cuenta es no abrir nuevas cuentas o cerrar otras, esto afecta el puntaje del crédito de manera negativa. 

Otra recomendación es disminuir los créditos que se vuelvan complicados de pagar. Hacer un plan real de ingresos y definir cuál o cuáles se pagarán para ir limpiando el historial de crédito. 

 

3- Ser puntual con los pagos

Cuidar y ser puntual con el pago de cualquier crédito, no sólo el banco o la tarjeta sino también con todo tipo de deudas, hasta el teléfono. Pagar las tarjetas de crédito antes de la fecha límite de pago y pagar más que el mínimo requerido, procurar pagar más de lo necesario para no generar intereses. Pagar el total, esto gana puntos para obtener mejores créditos. 

En caso de no poder pagar el mínimo de algún crédito, buscar rápidamente reestructurar la deuda. Cuando uno demuestra voluntad de pago, genera confianza. Acercarse al acreedor para conocer una o varias opciones de pago. 

Las buenas prácticas subirán paulatinamente la calificación en el Buró de Crédito. También la constancia aporta puntos a favor. Tener registro en el calendario de las fechas de pago y programar recordatorios para que no se pase la fecha. 

 

4- Cuidar el nivel de endeudamiento

Lo mejor es utilizar sólo los créditos que se necesitan, tanto en número como en monto. Se pueden tener créditos disponibles y una línea de crédito alta en la tarjeta de crédito, pero evitar utilizarla. No usar más del 50% de la línea de crédito (tarjetas de crédito), una deuda sana no pasa del 30 o 36%. Evitar tarjetas departamentales o créditos que se nos ofrezcan por ser un buen pagador, si no se necesitan no aceptarlos. 

Si ya se liquidó el adeudo, se puede buscar un nuevo crédito con la finalidad de construir un buen historial. La constancia es clave del buen comportamiento para que se vea reflejado en el Buró de Crédito. 

 

5- Reducir el promedio de la deuda

Una sugerencia es dejar de usar las tarjetas de crédito que cobran intereses más altos, sólo si se puede pagar el balance mensual en su totalidad. No esperar a pagar un día antes de la fecha límite. Lo ideal es pagar las tarjetas mínimo dos veces al mes: antes del corte y antes de la fecha de pago. Pagar la tarjeta (totalmente) una vez a la semana. De esta manera, se tiene la oportunidad de revisar los cargos y se tiene la tarjeta con un promedio de uso bajo. 

 

6- Utilizar créditos de diferentes tipos

Se pueden adquirir créditos diferentes como un plan celular, un crédito hipotecario o automotriz, incluso un micro préstamo personal. Todo esto ayudará a demostrar que se tiene un buen manejo de todo tipo de compromisos. 

 

Ahora presta atención a estos tips para que tu estatus del Buró de Crédito sea bueno y puedas mejorar tu historial crediticio para obtener el crédito que necesitas para conseguir el hogar que esperas para formar tu patrimonio y empezar una nueva vida. En Tierra y Armonía queremos ayudarte y guiarte para que tengas el hogar que soñabas para esa vida que mereces. 

 

Con apoyo de Querido Dinero, Excelsior & Dinero en Imagen

Dejanos tu opinion
comentarios (0)